Educación para la Competitividad

Posted: septiembre 23rd, 2012 | Author: | Filed under: Sin categoría | Tags: , , , , , , , , | No Comments »

La derecha española más rancia y extrema, esa que Umbral llamaba la derechona, tiene un concepto muy particular de lo que es y de lo que no es ideología: es ideología cualquier idea que no coincida con las suyas, que no son ideológicas, sino el mismísimo sentido común. Por eso la gente de derechas siempre habla con tanta desfachatez y tanto descaro.
El tertuliano/ministro Wert acaba de presentar el Anteproyecto de la LOMCE (la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa) que pretende sustituir a la LOE en vigor. Y ya desde las primeras líneas el texto deja claro por dónde van los tiros. Lean, porque es literal: La educación es el motor que promueve la competitividad de la economía y el nivel de prosperidad de un país. Así empieza la Ley; ésas son sus primeras palabras.
Pensábamos que la educación tenía por objeto el pleno desarrollo de la personalidad humana, como dice nuestra Constitución (y la Declaración Universal de los Derechos Humanos, por cierto), pero no, su objeto es impulsar la competitividad. Pensábamos que la educación es el motor de la movilidad e igualación social, pero no, a lo que mueve es a ser competitivos. Pensábamos que la educación debía ser la base de la cohesión y la inclusión social de todos sin discriminación alguna, pero estábamos confundidos, porque su verdadero sentido es hacer mano de obra más competitiva.
Apenas unos renglones más abajo, no se lo pierdan, dice textualmente el anteproyecto: es necesaria una reforma del sistema educativo que huya de los debates ideológicos […]. Es necesaria una reforma sensata, práctica, que permita desarrollar al máximo el potencial de cada alumno (en masculino genérico, ya saben). Sensata y no ideológica. Tan sensata y tan neutral ideológicamente que asume gustosamente el fundamentalismo neoliberal del gobierno de Rajoy, tan práctico, y que tan sensatamente disfrutamos.
Y todo el mundo sabe que reducir la cuota autonómica del currículo, o que adelantar la elección de itinerarios a los 14 años, o que suprimir la Educación Ético-Cívica de 4º de ESO, o que asegurar que los colegios que separan a las niñas de los niños (la escuela segregada, ya saben) podrán ser financiados con fondos públicos, etc. tampoco es ideológico, porque las cosas tienen que ser como tienen que ser.


LOS NIÑOS CON LOS NIÑOS; LAS NIÑAS CON LAS NIÑAS *

Posted: agosto 31st, 2012 | Author: | Filed under: Sin categoría | Tags: , , , , , | No Comments »

Quienes defendemos que niños y niñas tienen que educarse juntos entendemos que las escuelas donde niños y niñas se educan en aulas separadas son escuelas segregadoras y contrarias tanto a la no discriminación por motivos de sexo, como al carácter inclusivo que marca la ley. Quienes defienden ese tipo de escuelas tienen buen cuidado en llamarlas diferenciadoras, no segregadoras.

Suelen argumentar éstos, que niños y niñas tienen un ritmo de crecimiento y maduración diferentes y, por tanto, unas capacidades distintas, de manera que si se educan separadamente se pueden adaptar los ritmos a cada quien y se mejoran los resultados académicos. Y suelen citar ejemplos de exitosas escuelas en cualquier parte del mundo con altísimos rendimientos académicos.

Separar a los listos de los tontos, también mejora el rendimiento escolar. Y mejoran mucho el rendimiento académico los internados que permiten los castigos físicos. Muy probablemente se mejoran los resultados si no se admiten en la misma clase estudiantes extranjeros, salvo que sean hijos de diplomáticos. En la Sudáfrica del apartheid, las escuelas que no admitían negros presentaban unos rendimientos espectacularmente mejores que las otras. ¿Se mejorará el rendimiento si separamos a los gorditos de los flacos, o a los gafotas de los que ven bien?

Digan lo que digan, que niños y niñas se eduquen en aulas distintas es segregador y desde luego no educa para la vida en la sociedad, que es el fin de cualquier sistema educativo sano. Digan lo que digan, sus verdaderos motivos no son educativos y huelen a incienso y a androcentrismo sexista por todos los costados.

El ministro Wert, apóstol del fundamentalismo liberal y misionero, ante las sentencias del Tribunal Supremo que entiende que este tipo de escuelas contravienen la Ley Orgánica de Educación y, por tanto, no pueden ser financiadas con fondos públicos, dice estar dispuesto a cambiar la ley para que sí puedan recibir los fondos de los conciertos educativos.

Este Gobierno de Rajoy recorta gastos sociales, pero se cuida muy mucho de financiar con fondos públicos estos negocios escolares privados. Y si no puede, pues cambia la Ley, que para eso tiene mayoría soberbia en el Parlamento.

En fin, otra más.

* Publicado en Elplural.com. Tribuna Libre. 23.VIII.212
y en el blog http://alomosdeunapantera.blogspot.com.es/