La apasionante actividad del pensamiento

Posted: junio 28th, 2013 | Author: | Filed under: Reflexión sobre la actualidad educativa y política | Tags: , , , , , , , , | No Comments »

Barbara-Sukowa-fotograma-Hannah-Arendt

Se está proyectando ahora mismo una película de la directora alemana M. Von Trotta de un título tan escueto como para no poder atraer con ningún estímulo al espectador, que, sin embargo, no se la debería perder. Es Hannah Arendt, simplemente, la pensadora judío-alemana exiliada en Estados Unidos. Por cierto, en el sistema educativo alemán no se estudia filosofía en Secundaria, lo que, en cierta manera, no es tan grave, porque Alemania rezuma cultura filosófica por todos los poros. De lo contrario, nadie se habría atrevido a hacer una película en la que la filosofía se expresa fílmicamente. ¿Cómo se puede representar en imágenes el pensamiento de una filósofa como Arendt? Quien no  crea que es posible puede comprobar, viendo la película, que Von Trotta lo ha conseguido.

imagesCAMSX8S2EICHMANNEl contenido de su trabajo presenta el informe que Hannah Arendt realizó acerca del proceso a Adolf Eichmann, criminal nazi, capturado por el Mossad en Buenos Aires, en 1960, y conducido a Jerusalén para ser juzgado y condenado a muerte por ahorcamiento. Arendt asistió al juicio y escribió después sus textos para The New Yorker, que, finalmente, formaron el libro Eichmann en Jerusalén. El escándalo por su interpretación fue inmenso y hasta sus mejores amigos abandonaron a la filósofa, que sufrió y resistió con admirable dignidad,imagesCAR2G51MEN JERUSELEN permaneciendo fiel a su inteligencia más que a sus orígenes judíos.

Hannah Arendt, representada magníficamente por la actriz Barbara Sukowa, sólo tiene un objetivo: descubrir la verdad del caso que se está analizando. Pensar, saber y ser para poder entender (“Yo quiero comprender”, dice la protagonista). Hay que distinguir las opiniones sobre los hechos de la verdad de los hechos. Cualquier totalitarismo convierte las opiniones en verdad. Todo ser humano tiene una condición que le posibilita para hacer el mal absoluto, si pierde su capacidad de pensar, olvidando así el ser y conduciéndonos al abismo. En un momento de la película Arendt acude a su maestro Heidegger, pidiéndole que le enseñe a pensar. Después rompería con él, cuando tomó el carnet del nacionalsocialismo, aunque no dejaría de amarle durante toda su vida (“Hay cosas que son más fuertes que un solo ser humano”, dice en la película).

 imagesBANALIZACIÓN

Este proceso de pensamiento permanente llevó a Hannah Arendt a rechazar el nazismo, pero igualmente el comunismo, el sionismo y al racismo; de aquí su obra, Los orígenes del totalitarismo. Ni el macarthismo, ni la guerra de Vietnam, ni la política de Nixon dejaron de ser objeto de sus fuertes críticas. Entender no es justificar, ni perdonar, ni eximir de responsabilidades y culpa. Sólo que Arendt se sitúa siempre en una perspectiva más allá de los casos individuales para aproximarse a la realidad del conjunto. Eichmann es visto como un burócrata mediocre, que se somete a las normas y evita de este modo pensar. No deja de ser culpable, pero se le puede entender. No hace falta ningún monstruo, ni una personalidad anormal para producir un exterminio, sino que puede hacerlo una persona cualquiera. Así nace su teoría de la banalidad del mal, bien presentada en la película (“la lección de la terrible banalidad del mal, ante la que las palabras y el pensamiento se sienten impotentes”). Eichmann es una mínima parte del sistema. Los mismos jerarcas judíos pudieron participar también en el nazismo a través de los Judenrat (Consejos judíos). ¿Política o justicia? Sólo “pensar nos salvará de la catástrofe” y, a veces, ni siquiera esto. Así describe Arendt a Eichmann: “La justicia dio importancia únicamente a aquel hombre que se encontraba en la cabina de cristal especialmente construida para protegerle, a aquel hombre de estatura media, delgado, de mediana edad, algo calvo, con dientes irregulares, y corto de vista, que a lo largo del juicio mantuvo la cabeza, torcido el cuello seco y nervudo, orientada hacia el tribunal (ni una sola vez dirigió la vista al público), y se esforzó tenazmente en conservar el dominio de sí mismo, lo cual consiguió casi siempre, pese a que su impasibilidad quedaba alterada por un tic nervioso de los labios, adquirido posiblemente mucho antes de que se iniciara el juicio. El objeto del juicio fue la actuación de Eichmann, no los sufrimientos de los judíos, no el pueblo alemán, ni tampoco el género humano, ni siquiera el antisemitismo o el racismo”.

 imagesSUKOWA

Entender la realidad es una obligación, nunca una justificación de la misma, desde luego. Un pobre o simple hombre, sometido al engranaje de una ideología determinada por encima de todo raciocinio puede producir consecuencias impensables. Así es la condición humana. Por eso la necesidad de que el pensamiento humano se encuentre siempre alerta y cultive sus capacidades, que pondrán en primer plano el profundo sufrimiento de un pueblo.

 Es esta una gran película, hecha con la mayor austeridad en la interpretación, en el montaje, en la fotografía, en la música, en los diálogos, en la forma de realización, en la presentación. No hay ningún alarde. El mismo personaje no aparece como una monstruosidad, ni tampoco como un genio; es una pura inteligencia gris y ruin. La directora y guionista elogia en Hannah Arendt el pensar, la inteligencia, la honestidad intelectual.

 Hannah-Arendt-6_principalGaleriaApaisadaCON AMIGOS

El tema del mal es uno de los contenidos filosóficos que siguen teniendo actualidad y sobre el que hay que seguir reflexionando. Arendt elaboró su propia teoría, que mantiene ahora plena validez. Fue muy valiente en su propuesta, sin arrepentirse de mantenerla, a pesar del abandono de su círculo de amigos y colegas de la Universidad. Al final sólo le quedó su marido, su secretaria, su amiga McCarthy y la totalidad de sus alumnos. Estudiantes no me faltan, dice cuando le piden que renuncie a su cátedra porque se quedará sin alumnos. Y lleva razón: el aula abarrotada la aplaude unánimemente, cuando explica su postura entre cigarrillo y cigarrillo. En su época, Arendt pensaba mientras fumaba continuamente. Sin embargo, el mal no es lo último, porque la radicalidad es la bondad. No en vano su tesis doctoral fue sobre El concepto de amor en San Agustín.

imagesVON TROTTA

“¿Cómo se hace una película sobre una mujer que piensa?”, se ha preguntado Von Trotta. Y también: “Lo que yo muestro es la lucha de una mujer por decir lo que piensa y mantenerse fiel a sí misma”. Qué bien lo ha hecho y con qué sobriedad, como muestran las imágenes tan significativamente, con las que es capaz de mantener la atención desde el comienzo al final en el tratamiento de un asunto árido y duro sin morbosidad ninguna. De este modo concluye Arendt su escrito: “El objeto del presente informe ha sido determinar hasta qué punto el tribunal de Jerusalén consiguió satisfacer las exigencias de la Justicia”.

Julián Arroyo

 Imágenes:

Sukowa: fotograma de la película; Eichmann interrogado: fotograma de la película; carátula del libro: an-agenda.com; banalización: maringa.net; escribiendo sus artículos: fotograma de la película; H. Arendt, reunión con los amigos: fotograma de la película: M. Von Trotta: el confidencial.com


Miscelánea (1)

Posted: febrero 18th, 2012 | Author: | Filed under: Reflexión sobre la actualidad educativa y política | Tags: , , , , , | No Comments »

1.

Leo que la Generalitat recorta un 3% del sueldo de sus funcionarios, que aplicará en la paga extra de junio. Ya no saben qué inventar para seguir con los recortes histéricos. Cuidado, que puede haber peligro de contagio: a ver quién hace más aún para llevarse la medalla. Por si acaso algún otro se quiere poner en cabeza del pelotón de las comunidades, avisa encima que, aunque la medida es temporal, puede haber todavía más rebajas. ¿Quién se atreve a dar el siguiente paso? Porque se dará, qué duda cabe.

 

2.

Qué brutalidad la de la policía valenciana, ensañándose con estudiantes menores de edad, entre los que podrían estar incluso sus propios hijos. ¿Qué legitimidad es ésta? ¿Es algún robot violento el que manda a este cuerpo enloquecido? ¿Queremos educar a los adolescentes con este ejemplo? ¿O es que se intenta establecer un cierto sistema de violencia e intransigencia para cargarse después de razones? Parece sadismo. ¿O se trata de exhibir la fuerza para que se sepa quién manda ahora aquí? Sería algo parecido al protagonismo del vuelo de mariposa.

 

3.

El rostro de la pobreza cada vez se hace más presente, y no sólo en Grecia. ¿Hasta dónde estamos dispuestos a llegar? ¿Puede quedar algún resto de alegría entre tanta tristeza como nos inunda? ¿Habrá para esta situación algún reino de los cielos? Mi escepticismo se acentúa con la edad, y no me extraña. Sólo que esto no cotiza al alza en las bolsas.

 

4.

Qué horror, pero así va el mundo. Leo las declaraciones de Marcelo Usabiaga, que pasó 21 años de su vida en las cárceles de Franco, de donde salió en 1960, habiéndose jugado la existencia por sus ideas. Este hombre dice que para no hundirse ensayó “durante horas una postura para ser fusilado”. Ahora tiene 95 años y sigue proclamando ante los jóvenes que trabajen para mejorar el mundo. Me resulta conmovedor.

 

5.

El “Boss” presenta en París un nuevo disco a los 62 años. Ya sabíamos que los viejos roqueros nunca mueren. Springsteen sigue, quizás, con más fuerza que nunca. Me dicen que le ha puesto el título de Wrecking Bell, que, al parecer, son unas enormes bolas de acero empleadas en la demolición de los edificios. Opinan los entendidos que es innovador y con una mezcla de estilos, digna de escucharse. Que alcance mucho éxito.

 

6.

Nápoles va a crear un estacionamiento de automóviles con el nombre de Love Parking para que se pueda practicar sexo, sin temor a robos, violencias y demás crímenes. Estará vigilado y contará con paneles para separar los coches y poder tener un poco de intimidad. Dicen sus defensores que se trata de concienciar sobre la educación sexual y ofrecer una reflexión acerca de la situación de los jóvenes en la actualidad. Curioso sentido cívico, porque practicar sexo en la calle es, en cambio, ilegal y hasta puede uno ser multado por ello.

 

7.

Los principales sindicatos de Euskadi quieren dar gusto a Rajoy, convocando para el próximo 29 de marzo huelga general, en protesta contra la reforma laboral. Suponemos que Rajoy estará contento, porque es precisamente eso lo que quería, a pesar de las llamadas a la responsabilidad y demás argumentaciones artificiales y falsas de sus correligionarios. Y es que estas cosas dan carisma, que al actual presidente le falta por un tubo. A ver qué pasa.

 

8.

El gobierno de España aparece obsesionado por proclamar que dice la verdad. Sea. Quizás por eso Europa pide al Presidente que ofrezca cifras verdaderas del déficit. Llevado clamorosamente al triunfo por los ciudadanos, dicen que el gobierno del cambio es la oportunidad para tantos millones de humillados sin trabajo. Pero que no tarden mucho, porque ya empiezan a cuestionarse las previsiones de 2012. El que avisa no es traidor.

 

9.

Menuda originalidad la de Sarkozy con su lema de campaña “La France forte”, que había presentado en 1961 Giscard d’Estaing como “Il faut une France forte”. Sólo han pasado 30 años y ya la gente se habrá olvidado. ¿No estará el presidente francés firmando su propia derrota? Los malintencionados recuerdan que con semejante lema perdió Giscard d’Estaing frente a Mitterrand. Y usted que lo vea, monsieur.

 

10.

 Leo en la Prensa que “la salida de talentos enciende las alarmas” en España. Qué cosas. Así nos iremos confirmando todavía más como el país de mediocres que somos. Reino Unido y Alemania se llevarán los mejores, mientras aquí florecen cada vez más las desgracias y los desgraciados. ¿No es una pena? Eso sí, luego tendremos que hacer esfuerzos infrahumanos para traerlos de nuevo, porque también somos el país de la dignidad, siempre dignidad. Faltaba más. ¿Por qué nos empeñamos en ser tan torpes?

 

11.

No se pierdan el Blog de Ángel Gabilondo en El País. No sólo tiene una excelente calidad, sino que leerlo es una verdadera gozada. Se titula “El salto del Ángel”. El último, del 17 de febrero, esta dedicada a la argumentación, que tanta falta nos hace, y empieza así: “Cuando alguien argumenta algo nos toma en serio”. Lo dicho, no se pierdan a esta bendito ángel.

 

Julián Arroyo


Wert, un ministro impresentable

Posted: febrero 2nd, 2012 | Author: | Filed under: Reflexión sobre la actualidad educativa y política | Tags: , , , | 2 Comments »

 

[Imagen: elperodicodearagon.com]

Intelectualmente, se trata de un profesional de la sociología con títulos prestigiosos de diferentes instituciones universitarias, pero sus últimas declaraciones dejan mucho que desear a este respecto. En efecto, su argumentación para suprimir una materia determinada es porque un libro dice cosas que adoctrinan. ¿Cómo es posible que un sociólogo saque una conclusión general, basándose en un solo dato. Esto le chirría hasta a un estudiante de bachiller y, desde luego, si actuara así, suspendería con todo merecimiento. Parece que este buen hombre lo que tenía era una idea preconcebida a partir de una cita que le habían ofrecido, por lo que no tenía que pensar más, ¿para qué? Ha leido acaso los otros veintitantos libros que han sacado otras tantas editoriales sobre el asunto? No hace falta, puesto que, como se decía en aquella famosa película, “vista una, vistas todas”. Lo que tenía gracia en el film es una sandez en un profesional de la Sociología. Es penoso y vergonzoso, por lo demás.
Luego está el otro tema relacionado con el anterior. Veamos. Resulta que tal materia adoctrina (Ministro Wert dixit), luego tiene que haber igualmente sujetos que son la causa eficiente de tal adoctrinamiento. ¿De quiens se trata? Pues está bien claro, del profesorado que imparte Ciudadanía, evidentemente. La manipulación del sr. Wert convierte al profesorado de Filosofía e Historia en proselitistas que hacen catequesis ciudadana. ¿Y este buen hombre es el encargado de dignificar al profesorado? Dios mío, y que mis colegas me perdonen, para este viaje que nos dejen en manos de Aguirre (o la cólera de Dios).
Hay todavía más. Me refiero a la institución que ha aplaudido al torero, es decir, los obispos y algunos otros. A este respecto, confieso que he pensado hace algún tiempo que habían perdido la vergüenza (salvando lo que haya que salvar), pero es que ahora se atreven, incluso a presumir de ello, manifestando impúnemente su completa desvergüenza. Quienes han convertido toda la historia de la institución en catequesis religiosa, haciendo proselitismo “urbi et orbi”, resulta que denuncian el adoctrinamiento de los demás. Es penoso. Como seguiría increpando vigorosamente Cicerón: “Ubinam gentium sumus?
Todo esto es indignante, especialmente por la debilidad de la argumentación que se supone en un ministro, pero cuidado con no confundirnos, porque unos son unos provocadores, mientras que otros son simplemente tontos.